¿HAY QUE ARRIESGAR MÁS, CON EL M. A .S?


Imagen

DANTE PINO ARCHONDO

Como todo gobierno que no tiene objetivos y por tanto carece de planes y estrategias para alcanzarlos, deambula de un lado a otro sin encontrar una salida a las diarias contradicciones que genera. Esta realidad nacional ha llevado a los sectores económicos y sociales a generar respuestas y moverse por su cuenta procurando encontrar soluciones al laberinto diario que les construye el gobierno.

Los exportadores tuvieron que soportar asedios y encontrar soluciones por su cuenta, lo mismo hicieron los textiles, compelidos a resolver sus mercados por causa del narcotráfico y la eliminación de las preferencias arancelarias con los Estados Unidos, la agroindustria con control de precios, la minería avasallada por tomas, estatizaciones que ahora generan una lucha descarnada.

El comercio busca su refugio en el contrabando, la banca en el blanqueo de dólares del narcotráfico, la construcción presiona sobre las importaciones de materiales que no se producen y la agricultura importa bienes que ya no produce avasallados por la coca.

Es decir cada quien haga lo que pueda y busque su propio camino, ante la ausencia de un gobierno con políticas. Lo errático te lleva a cualquier parte y sobre eso caminamos. Lo impresionante en todo esto, es que a pesar del gobierno el sistema de producción sobrevive y la oferta de brinco en brinco busca sostenerse.

En un escenario de dinamitazos, bloqueos, toma de minas, expulsión de la inversión, juicios por confiscación de propiedad privada, el señor García Linera le pide al empresariado que arriesgue más. ¿Podemos encontrar mayor despiste y ceguera más profunda en alguien que toma las decisiones más importantes en materia económica y social?

Porque com dije hace muchos años atrás, cuando nadie quería darse cuenta de ello, el señor Vicepresidente cogobierna y actúa directamente en las atribuciones que le corresponden al Presidente, porque este sencillamente no entiende nada de nada y lo que le explican lo traduce tan mal,  ¡que los pollos resultan ser el origen de la homosexualidad!

 Dejo a los sociólogos y politólogos cómo se explica una situación así. Cómo un Estado golpeado desde adentro, que se regocija en su destrucción, que se alimenta de la ilegalidad, que genera la confrontación permanente en la sociedad, que no tienen soluciones sino dinamita, puede sostenerse en pie.

Como economista me maravilla el sistema que se dobla como la hoja ante el viento, para dejar pasar su fuerza sin desprenderse de su rama. Y quizás esta sensación de saber sobrevivir en medio de la tormenta, es la fortaleza más grande que tiene el empresariado nacional. Habría que imaginarse como sería en un proceso de paz social, de seguridad a la inversión, de respeto a la propiedad privada y de reglas de juego claras para producir.

Le hablo no solo al empresario formal sino también al informal, a ese alteño que en medio de su soledad sabe hacer negocios, desde la internación del auto chuto, hasta el movimiento millonario de importación de materiales de construcción o los bienes de capital para mejorar la productividad de la coca. Todos hacen empresa y están abandonados.

de napuco Publicado en 1

¿QUE FUTURO ESTAMOS CONSTRUYENDO?


Somos lo que nos empecinamos en ser. Y tal parece que todos los errores que se cometieron en el pasado, se repiten, pero con la característica de que se hacen con ropaje nuevo. Ya en la década de los setenta, alimentados por una serie de intelectuales de izquierda que nos aseguraban la felicidad eterna, si llegaban al Poder, instrumento con el cual iban de decidir que producir, cómo producir y para quien producir, fuimos de extremo a extremo, como péndulo de reloj.

Unos creían que si el Estado fijaba el precio de todo y producía todo, al pueblo eso le significaba recibir todo sin ningún esfuerzo. Se pensaba que el Estado era un supremo hacedor y que tenía un don: el de hacer desaparecer la pobreza y lograr que todos vivieran en las más grandes comodidades, de esta manera los que ahora tenían más iban a tener menos y los que ahora tienen menos iban a tener más.

Con esa lógica de la comodidad que refleja al socialismo, el único trabajo que se tiene es el de quitarles a los que producen sus medios de producción y entregarles en bandeja de plata el capital confiscado, las herramientas de trabajo y el hasta la cuentas bancarias a los nuevos dueños del Poder, es decir los dirigentes sindicales.

Por eso escuchar a ciertos dirigentes mineros expresar que entre mineros asalariados y cooperativistas, se están peleando por nada, por migajas, cuando la verdadera riqueza está en manos de las transnacionales y que por tanto en vez de disputar las migas hay que agarrar todo el pan, envía un mensaje clarísimo al Gobierno y a los mineros sobre la tarea que el socialismo tiene que hacer.

Esta mentalidad estatalista, tiene a la juventud atrapada en el conformismo y en la credulidad de que la iniciativa privada, el emprendedorismo, la innovación no sirven para nada. No hay que ser empresario, pues eso te convierte en explotador, en imperialista. Hay que ser activista, hay que ser bullanguero, irresponsable, bloqueador de caminos, dinamitero y estar a la cabeza del sindicato, eso es todo, lo demás viene por añadidura.

Que diferencia entre esa manera de pensar y la que expresan las nuevas generaciones en el Perú. Jóvenes que son hijos de los migrantes de las regiones hacía Lima y que han creado riqueza a fuerza de tesón y de trabajo, comercio, talleres, industrias, servicios. Uno de ellos se llama Cesar Acuña Peralta, natural de Ayaque un pueblito olvidado en el distrito de Tacabamba, de padres campesinos, estudió, y a base de esfuerzo propio obtuvo el título de Ingeniero, crea la academia pre universitaria de ingeniería y termina consolidando una corporación que hoy día controla en Pirua, Chiclayo, Chimbote, Tarapoto y Lima la Universidad Cesar Vallejo, con más de 100.000 universitarios que tienen como objetivo crear su propio negocio, o engrandecer el que están manejando sus padres.

Nadie en esta universidad piensa en el Estado como empleador, todos aspiran a tener su propia empresa y estudian para ser competitivos. Este cambio de mentalidad es el que viene colocando al Perú en la dinámica del progreso. Y por supuesto una manera de pensar diametralmente opuesta a todas aquellas generaciones del pasado.

Mientras Cesar Acuña, invierte en educación y crea las condiciones del cambio social a mediano y largo plazo, demostrando que se puede hacer política sana y eficiente, en Bolivia los Gustavo Torrico denominados Satucos, se dedican a predicar el vandalismo entre la juventud alteña, y hasta ahora esa universidad no tiene un solo ejemplo de profesional exitoso, pero si cuenta con muchos activistas promotores de bloqueos y destrozos a la propiedad privada.

Tenemos por un lado a dirigentes sindicales que lanzan consignas para apropiarse de la propiedad privada como forma de contentar a sus bases y a universitarios alteños que piensan en ser empleados del Estado como su máxima aspiración profesional.

¿Qué futuro estamos construyendo?

 

de napuco Publicado en 1


NUEVO JUICIO POR OCTUBRE 2003 DANTE PINO ARCHONDO No es que uno tenga quiera ser repetitivo, pero me obligan a ello, cada vez que tenemos una declaración del señor Mayta, abogado de las víctimas de octubre 2003 u octubre negro como le gusta calificarlo, seguido de otras no menos destempladas como las del señor Roberto de la Cruz y Milton Mendoza, el fiscal del fracaso. Ante la posición oficial de los Estados Unidos rechazando un petitorio de extradición al Presidente Sánchez de Lozada, nos anuncian una nueva versión de juicio, pero esta vez acusando a Jaime Paz Zamora y a Manfred Reyes Villa en su calidad de Jefes de sus partidos y miembros de la coalición que gobernó al país los últimos 60 días de año 2003. Algo tardía la posición ¿no creen?, esperar tantos años, para a la hora nona, darse cuenta de que la responsabilidad política de ese gobierno no era de uno sino de tres. Este tardío despertar seguro lo encuentra aún dormido al Fiscal Uribe que nunca pidió la ampliación del juicio a caballeros tan importantes. Aunque uno de ellos está perseguido, el otro vive tranquilo en Tarija y nunca se le citó para que explicara que pasó, al contrario recibe de visita al principal acusador del juicio de responsabilidades y se presenta a los actos donde le convoca para ridiculizarlo en público. Lo cierto es que este juicio, que tiene al Alto Mando de entonces en la cárcel y a dos Ministros sentenciados con penas menores, lo que no impide que hayan aceptado haber cometido crímenes, por firmar un decreto, debería haber tenido desde su inicio en el estrado, a quienes administraron el conflicto y lo provocaron. Esto significa que un Fiscal medianamente lúcido tenía que haber abierto proceso contra: Gonzalo Sánchez de Lozada, Carlos Diego Meza Gisbert, Jaime Paz Zamora, Manfred Reyes Villa, Carlos Sánchez Berzaín, Yerko Kukoc y Guillermo Justiniano, como equipo político responsable en ese entonces y por otra parte a los señores: Evo Morales Aima, Felipe Quispe, Roberto de la Cruz, Antonio Peredo, Gustavo Torrico, Juan Ramón Quintana, como los operadores de la subversión. Esos debieron ser los convocados, y posiblemente se me va algún nombre, que usted puede agregar, pero lejos de ello los acusados fueron los que menos tenían que ver en todo el conflicto: Mirtha Quevedo, Javier Torres Goitia, Jorge Torres, Dante Pino, Erick Reyes Villa y Adalberto Kuajara, ¿no es para reírse o para llorar, que se incluya en este juicio a los Ministros cuyas carteras no tienen ninguna relación con la lucha armada que se desarrolló en esos días? Y el señor Mayta que ahora habla de ampliar juicios, no dijo esta boca es mía, ante la penosa audiencia que se reunió en la sala de la Corte Suprema de Justicia, al contrario parecía un justiciero acusando, levantando el dedo, advirtiendo y llevando activistas para amedrentar a una audiencia compuesta por los generales y dos ministros calladitos, al punto que uno recibió un puñete de Roberto de la Cruz en la misma sala de la Corte Suprema a vista y paciencia de los jueces, ellos sabían desde un inicio lo que les esperaba. Pero, a pesar de todo, esa sentencia, fue una vergüenza. No tuvo consistencia, ni claridad jurídica, porque todo lo que se presentó como prueba de genocidio fue un decreto que autorizaba la provisión de gasolina a la ciudad de La Paz. Y con ese decreto se armó todo un escenario de administración de la justicia digno de una comedia de burdel. Tiempos de aclaraciones, entonces. Y tiempos que ahora nos permiten mirar mejor lo acontecido. Lo que no podemos hacer es dejarles pasar, como dejamos entonces, sus provocaciones y conductas ilegales, que deben tener una respuesta en su momento.

de napuco Publicado en 1

LA JUSTICIA SE REBELA ANTE LA IMPOSTURA


DANTE N. PINO ARCHONDO

¿Cómo sería mañana, cuando los que ahora gritan alabanzas, le piden favores, le rinden honores y declaran a los cuatro vientos que no hay otro líder más grande ni magnánimo que él, haya caído del pedestal donde se sitúa?

Pueden ser otros, de aquellos que antes hacían lo mismo con Gonzalo Sánchez de Lozada y ahora, los mismos y los nuevos incorporados a los tiempos que corren, se sienten fuertes y protegidos, exigen su cuota parte por ser como son y se han convertido en voceros, vocingleros y opinadores del oficio y beneficio que calculan cada fin de mes.

Fueron largos años, desde aquel 1985 en el que Sánchez de Lozada comenzó con su nueva forma de hacer política. Agudo, frio y decidido a llevar a cabo un proceso continuo de liberalización de la economía, sin dejar los rasgos prominentes del nacionalismo revolucionario, introdujo el humor en la política acartonada que caracterizó a los Jefes del MNR. Y se convirtió en el icono político que rodearon, muchos de los que ahora le escupen en el rostro.

Yo no estuve entre los aduladores, sino entre quienes le combatían. Fui preso por haber resistido el D. S. 21060, me autoexiliaron obligándome a salir del país y supe de los sinsabores del exilio con mis dos hijos pequeños y una esposa de un temple que pocas mujeres tienen.

Así que no soy sospechoso de ser su amigo. Y nunca lo hubiera conocido de no mediar el acuerdo que decidió hacer Manfred Reyes Villa con él. En ese momento había que decidir ser parte del descalabro histórico actual o apoyar la democracia que se venía abajo. Ese fue el error de Manfred, tomar partido por la democracia y junto con él, yo, Kuajara y su hermano Erick.

Durante los días de la subversión masista, acompañada del lumpen alteño, soliviantada desde el propio vientre y desde el exterior, una tarde me entregaron un Decreto para la firma en la residencia de San Jorge, el cual daba garantías a los choferes que debían trasladar gasolina de Senkata a la ciudad de La Paz. Ese fue el Decreto que firmé junto con Kuajara y Erick. Y esa es la prueba que esgrime el Fiscal para acusarme de genocidio, aduciendo que ese Decreto ocasionó la masacre del El Alto, cuando todos saben que los caídos se produjeron en Río Seco, donde la turba trató de asaltar propiedad privada y unos soldados asustados comenzaron a disparar.

Eso es todo lo que tiene la Fiscalía para demostrar genocidio, no hay otra prueba, todo lo demás es un fraude montado alrededor de este decreto. Con esta pobre prueba se ha llevado a cabo un juicio montado con sentencia adelantada. El juicio de Octubre es el resultado de la traición de Carlos Diego Mesa Gisbert, que habiendo sido parte fundamental del gobierno de Sánchez de Lozada, se lavó las manos, y dio curso a una amnistía parcial a los verdaderos causantes de la muerte de alteños, que hoy día figuran como, Presidente,  diputados, senadores y concejales municipales. Esta es la cruda verdad. El juicio y los pedidos de extradición, solo han sido distractivos del gobierno, que siempre supo que no tenía ni tiene argumentos jurídicos sólidos que demuestren sus acusaciones. Solo la necesidad política de tener a quien enrostrarle la culpa de todo lo que no saben hacer y de toda su incapacidad para gobernar es lo que hace que se mantenga viva la imagen de Gonzalo Sánchez de Lozada.

Por eso el resultado del análisis jurídico que han efectuado en el Perú, en España, en Estados Unidos, en Paraguay y Brasil es que solo existe una persecución política, de fines políticos y objetivos iguales, sin base legal que demuestre, genocidio, peculado, y toda la cadena de acusaciones como serpentina sin fin, que se procesan para dar la impresión de que se está “haciendo lo posible” por “hacer justicia”

Este es el gobierno de la fachada, del escenario donde se muestra lo que conviene porque la realidad es otra, es tan fea que no quieren verla ni ellos mismos. No tienen programa, no tienen objetivos, no tienen políticas, no tienen nada y cacarean como gallinas todos los días, metiendo bulla y marchando por las calles, que es todo lo que saben hacer.

Si tienen un poco de dignidad reconozcan que su origen tiene sangre alteña, que su proceso está manchado de sangre y que parece que junto con el narcotráfico no tienen otro camino que la violencia. Por eso allí donde hay justicia no caben sus pedidos.

 

de napuco Publicado en 1